Estancia en Londres,  Hoteles,  Inglaterra,  Londres,  VIAJES

Royal Lancaster London – un hotel con unas increíbles vistas

El Royal Lancaster es sin duda, uno de los hoteles más lujosos y hermosos en los que he tenido la suerte de hospedarme. Situado en un lugar totalmente privilegiado, en el puro centro de la ciudad, pegado al icónico Hyde Park, el Royal Lancaster se ha convertido en un referente en la hotelería de lujo de Londres. Y no en vano, ya que por dentro este lugar es totalmente espectacular.

Primeras impresiones:

Al llegar a la entrada principal del hotel nos encontramos con un amable portero, típico de los establecimientos ingleses y de esos que se quitan el sobrero cuando pasas y te dan los buenos días cada vez que te ven llegar. Dentro había varios botones que enseguida estuvieron dispuestos a cogernos las maletas para guardárnoslas. En la recepción, una amable chica española nos atendió, con la que además tuvimos una agradable charla acerca de lo increíble que es Londres y las oportunidades que esta ciudad podía ofrecer. Desde un principio, cabe destacar que la atención y amabilidad de todo el staff era absolutamente impecable y muy muy atenta.

La habitación:

La chica nos indica que a pesar de que nuestra reserva era para una executive suite, nos han cambiado a una habitación superior: un aparta-suite. Ya por el nombre nos imaginamos que se trata de una habitación bastante grande. Además, a pesar de que el check-out era a partir de las 14.00, nos indicaron que al estar la habitación lista podíamos entrar sin problema antes de tiempo. No obstante, no podíamos imaginar lo que allí nos esperaba, ya que la habitación era simplemente espectacular: sofás de terciopelo color aquamarina, reluciente mármol blanco, dos televisores de plasma ultra grandes, un baño espectacular con bañera y ducha y una cómoda cama de esas que te absorben por las mañanas y te impiden madrugar. Pero como una imagen vale más que mil palabras, aquí os dejo algunas fotografías para que te hagas una idea de su belleza:

¡Recibe hoy tu guía!

Amenities y servicios:

Uno de los amenities de la propia habitación que me llamó más la atención fue la biblioteca, que contaba con una selección de libros todos relacionados con la hermosa y enigmática ciudad de Londres. Además, también había una cafetera Nespresso con sus respectivas capsulas, un mini-bar bastante bien proveído, varios tés y un teléfono móvil que te permitía navegar por internet y hacer llamadas sin límites totalmente gratis. Una definición perfecta de lujo y comodidad que nos ayuda a entender mejor porque el Royal Lancaster es uno de los hoteles con más renombre de Londres.

Pero sin duda, lo mejor de toda la habitación y lo que hace que merezca la pena una estancia en este hotel son las vistas. A pesar de que nuestra habitación se encontraba en la planta 5, nosotros también contábamos con una espectacular panorámica al Hyde Park.

Por si fuera poco, a la media hora de entrar en la habitación, una camarera llamó a la puerta para entregarnos una botella de vino y un par de manzanas cortesía de la casa. Todo un detalle por su parte:)

Además, el hotel cuenta con un gimnasio abierto las 24 horas, con una multitud de máquinas, todas de mucha calidad que incluso cuentan con sus propias pantallas para ver vídeos o jugar a videojuegos mientras uno entrena.

Por último, debo hacer una especial mención al desayuno, conformado por un enorme buffet, además de una carta para pedir ciertos platos especiales como tortillas o pancakes. Algo muy importante a destacar es la gran calidad de la comida que se servía, con zumos naturales (algo que suele ser difícil de ver en un buffet de desayuno), embutido, salmón y toda clase de bollería.

Puntos de interés cerca del Royal Lancaster:

Tratándose de un hotel tan céntrico, hay una multitud de puntos de interés y turísticos cerca del hotel. Pero quizás el más importante sea el Hyde Park, ya que una de las entradas principales está justo delante del hotel.

La estación de Paddington junto a la preciosa Little Venice también quedan bastante cerca. Algo más alejado está el Bukingham Palace, pero también alcanzable dando un agradable paseo por la ciudad. Por el lado oeste también podemos llegar al precioso Holland Park (mi parque favorito de todo Londres) y a la zona de Notting Hill, que dio vida a la película del mismo nombre.

Puntuaciones:

  • Habitación: 10

  • Atención al cliente: 10

  • Servicios del hotel: 9

  • Conexión Wi-fi: 10

  • Desayuno: 9

  • Localización: 10

En resumen, debo reconocer que fue una estancia sumamente agradable. No solo por las comodidades de la habitación y el lugar, sino también por la amabilidad y atención del personal que allí trabaja. Una experiencia que repetiría sin duda alguna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *